viernes, 13 de enero de 2012

** La cabra, again


SANTIAGO DE COMPOSTELA. Alvariño


L o confieso, he vuelto a caer. La carne es tremendamente débil y la voluntad muy escasa. Otra vez, y van dos. Otra vez me toca sufrir y tirarme de los pelos. Otra vez la dichosa cabra:

-Beeeter, beeeter, beeeter,...

Esta vez ha sido el tinte. La otra vez fueron las cerdas-púas de erizo. Siempre falla algo, no lo entiendo. He caído de nuevo, ¿por qué?, ¿por qué?, ¿por qué?,...
Esta vez me tocado una cabra negra, la muy puta era teñida.

Todo empezó por culpa de la dichosa mofeta. Tenía ganas de tener una mofeta, muchas. Podría ir a Sephora y comprame una, podría, sí, pero mi lado más cutre hizo que me fijara en la mofeta de Beter Professional Make Up, unos 10 euros, con un descuento del 15% en las rebajas más inglesas de toda la galaxia. El expositor tenía unas cuantas brochas sin plástico para que las clientas pudiésemos comprobar la inaudita suavidad de la línea Beter Professional. La brocha de polvos es especialmente suave, creo que es de pelo sintético, me recordó a la brochas de Ecotools. La de colorete la han mejorado un poco, pero la cabra sigue tirando al monte. Lo mofeta también es suave, de fibra óptica la parte blanca, y pelo de cabra la parte negra. Por ese precio, y en plena locura rebajil, me decidí a darle una oporturnidad.

Mi gozo en un pozo, ¡cómo destiñen los pelos negros! Un desastre total. Harta de enjabonar, aclarar, y ver como la mofeta seguía destiñendo y destiñendo, me di por vencida. Está casi seca y he comprobado, pasándole un pañuelo de papel, que en seco no mancha. Ahora, me falta probarla y comprobar sus virtudes, si es que las tiene, que ya se verá. Por lo menos, después de tanto lavado, sigue siendo suavita y reconozco que solo le ha caído un pelo, negro, para más datos.

5 comentarios feitos. Deixa o teu!!!!! :

Julio Torres dijo...

Bueno, Alvariño, xa se sabe que os humanos sempre tropezamos dúas veces ou máis coa mesma pedra. Non eres a única persoa. O das rebaixas, hai moito engano que entra polos ollos. Cómpre estar moi atent@s porque agora máis que nunca precisan vender...

Un saúdo e, coma sempre, gracias polo artigo.

Alvariño dijo...

Eu coas cabras de Sr.Beter non tropezo máis. E se algunha vez me cruzo con elas penso fuxir e nin siquiera miralas.
Anque, pensándoo ben, a brocha de polvos Beter Professional Make Up é realmente suave.O caso é que sendo sintética non sei si agarrará ben o polvo, pero suave si que é, moi suave, suavísima. Ai, ¡que me está tentando o demo outra vez! Que mágoa non ter unha sobriña adolescente para regalarlle parte das miñas trapalladas, así non me sentiría tan culpable.

María dijo...

Je je. O barato, ALvariño, ás veces sae caro.
Alucíname o teu coñecemento do mundo da maquillaxe. De non saber que detrás de Alvariño se esconde toda unha Alba, alucinaríame aínda máis. (Tiven que facer labor de investigación para saber que eran as mofetas esas, chica. Nótase que estou fora do mercado)

Alvariño dijo...

María, ¿non será que terás mellor aspecto do que teño eu e por eso non che interesa o mundo do potingue? Non pensedes que vou pintada coma unha porta, todo o contrario. Eu identifícome coa filosofía de Bobbi Brown, o maquillaxe como algo que realza a beleza de cada muller sin disfrazala, sin deixar de ser ela misma. ¿A quén non lle gusta verse ben?

O Moucho dijo...

Estou dacordo con María. O barato sae caro as veces. Teño unha irmá que tamén se preocupa moito por mercar cosas a bo precio e moitas veces acaba mercando productos cativos por aforrar 3 euros. As veces hai que preguntarse si realmente os productos de calidade son caros. Relativamente podese decir que poden ser caros para a nosa economía ou o valor que lle damos, pero é posible que con respecto o precio de fabricación sean realmente baratos, mentres que outras cousas mais baratas poden ter costes de fabricación mais pequenos. Non sei si me entendedes. Todo é relativo